Así empezó todo: La historia de la Waldorfschule

Después de que la Waldorfschule fue fundada en Uhlandshöhe en septiembre de 1919 en Stuttgart creció esta increíblemente rápido. Los niños de los trabajadores de la fábrica de cigarros Waldorf Astoria ingresaron a la escuela a iniciativa de sus fundadores el Sr. Y la Sra. Emil y Berta Molt, pero también ingresaron muchos otros niños, cuyos padres – recién terminada la 1ª Guerra Mundial – andaban en la búsqueda de nuevos valores humanos y una nueva pedagogía. Al principio había en total 12 profesores y profesoras fundadores. Estos fueron invitados por el Sr. Rudolf Steiner a tomar parte, durante 14 días, en un seminario donde fueron preparados en las áreas de antropología y didáctica. Así que mientras que ellos mismos impartían clases, tuvieron que aprender la nueva pedagogía. Es decir niños y profesores aprendían juntos. Y si es así, entonces se pone en práctica la pedagogía Waldorf, es decir ambos, niños y profesores, experimentan paralelamente un desarrollo.

Hasta los comienzos de la 2ª Guerra Mundial fueron fundadas 34 Waldorfschulen más: En Alemania, Suiza, Holanda, Inglaterra, Noruega y Suecia así como en Hungría, Austria y USA. Estas nuevas fundaciones fueron apoyadas por el Sr. Rudolf Steiner, llevando cada una otro nombre. Así hubo la Friedwartschule, la Llamada Goetheschule, una llamada Vrije School, y una New School. Diversidad iniciada por el fundador guiándose a través de conceptos/ideales comunes. La formación de los profesores(as) – a saber que en aquellos entonces, al igual que hoy, había y por lo consiguiente sigue habiendo escasez de profesores – tenía lugar y se concentraba en Stuttgart. Sin embargo muy pronto se formaron también en Suiza e Inglaterra. El dominio de los nacionalsocialistas y la 2ª Guerra Mundial conllevaron a que se cerraran las escuelas en Alemania, Austria, Hungría así como en parte en Holanda y Noruega. En Suiza, Inglaterra y USA siguieron creciendo dichas escuelas, tanto que hasta durante la guerra surgieron nuevas.

De 1945 a 1989, el movimiento Waldorf se consolidó, haciendo de este un modelo pedagógico bastante propagado y protegido. La ciencia de la educación le vio con escepticismo y hasta le rechazó. En pocos países como el Alemania, Holanda y Escandinavia se subvencionaron las escuelas Waldorf Libres Autónomas/Privadas. En la mayoría de los países son los padres de familia los que las financian. Y ya que niños y padres de familia seguían acudiendo, se siguieron fundando nuevos jardines de niños y escuelas, más que nada en Europa. No obstante y a pesar de la, en parte, precaria situación económica, el movimiento Waldorf siguió encontrando eco y creciendo. Tanto que en 1985 ya se contaban con 306 escuelas en 23 países.

Su expansión global hasta el último rincón de la mundo tuvo lugar a partir de mediados de 1980 hasta la fecha. El interés por la pedagogía Waldorf se siente en más o menos la mitad de los países (siendo estos casi 100 países), independientemente del idioma, religión que se profese, democracias o en su tendencia regímenes totalitarios. En todos los continentes hay jardines de niños y escuelas Waldorf así como sus respectivas formaciones profesionales. Los padres de familia son, los que lo hacen crecer y los niños, los que a su vez llevan a sus padres. Todos ellos quieren un futuro, un futuro en el que puedan recibir, disfrutar de un trato humano?, en el que sea posible tanto experimentar un desarrollo sano como ser parte de la sociedad siendo participe de ella. El movimiento Waldorf con alrededor de 1.100 escuelas y más de 2.000 jardines de niños se ha convertido en el movimiento escolar libre más grande del mundo.

(Nana Göbel)

Eventos

Conferencia Waldorf 100

05.05.2019 - 11.05.2019